Chistes para no parar de reír

Los mejores chistes para que no dejes de reír están en esta lista que hice especialmente con ese fin. Luego de leer estos chistes no pararás de reír de lo graciosos y buenos que son. Empecemos.

  1. A ver Jaimito, en la frase ‘Laura está disfrutando’ ¿Dónde está el sujeto? – Muy fácil señorita. ¡El sujeto está encima de Laura!
  2. Le dice Jaimito a su padre:
    – Papá! Quiero que me compres una barbie!!
    – Pero hijo, tu eres un hombre, pide algo de acero!!
    – Hay, pues entonces una planchita!!
  3. Mama que haces en frente de la computadora con los ojos cerrados???
    – Nada hijo es que Windows me dijo que cierre las pestañas.
  4. Llega un borracho y se pone a orinar en la calle y pasa una doña y dice:
    ¡¡¡Que horror!!! ¡¡¡ Que vestía!!! ¡¡¡Que mostruo!!!!!
    y el borracho le contesta:
    Pace tranquila doña que lo tengo bien agarrado por el pezcueso!…
  5. – Papi, papi… ¿Qué es la regla?
    – Errr… estooo… la regla es sangrar por el coño… hala, ya lo he dicho…
    – Ahhh, ¿y el transportador de ángulos?
  6. La maestra en la escuela de Jaimito:
    – A ver, mañana me traéis todos un objeto relacionado con la medicina.
    Al día siguiente:
    – A ver, Manolito, ¿qué has traido?.
    – Pues, unas tiritas, señorita.
    – ¡Ah, muy bien! ¿quién te las ha dado?
    – Mi mamá.
    – ¿Y qué te ha dicho?
    – Que sirven para curar las heridas y los golpes.
    – Muy bien, Manolito. A ver, tú, Jaimito, ¿qué has traído?
    – Una bombona de oxígeno.
    – ¡Ahhh, qué bien! ¿quién te la ha dado?
    – Mi abuelito, señorita.
    – ¿Y que te ha dicho?
    – ¡¡Joputaaaa, que me ahogoooooo….!!
  7. En la clase de Jaimito, la maestra les pide a los niños que se porten bien aquella tarde porque el director iría a visitar la clase. Les pide específicamente que no digan:
    – Maestra: ¿puedo ir al baño a orinar?
    Sino que digan:
    – Maestra:¿ puedo ir a cortar una flor?
    Pues suena más bonito y eso impresionaría al director. Llega la hora, y el director entra y se sienta, los niños empiezan a llamar a la maestra… Juanito
    – Maestra: ¿puedo ir a cortar una flor?
    María: – ¿Maestra: puedo ir a cortar una flor?
    Pablito: – ¿Maestra: puedo ir a cortar una flor?
    Y sale Jaimito:
    – Maestra, ¿me presta papel para limpiarme el florero)
  8. Ya llegué Mamá! – Es muy tarde, ¿Dónde andabas?
    – En la casa de Noe
    – ¿Cuál Noe?
    – Noe de tu incumbencia, ¡NO MAMÁ, CON LA PLANCHA NO!
  9. Un borracho va cantando a gritos por la calle mientras vuelve a casa. Cuando está llegando sale su mujer al balcón y le dice:
    – ¡Paco no grites más que se está enterando todo el barrio!
    A lo que el marido responde:
    – ¿Y qué? ¡Prefiero ser un borracho conocido que un alcohólico anónimo!
  10. Dos borrachos van por la calle y uno le dice al otro:
    – Creo que me iré a casa, mi mujer me estará esperando para jugar al exorcista.
    – ¿El exorcista? ¿Y cómo se juega?
    – Pues mientras ella me echa el sermón yo vomito.

Muy buenos chistes ¿Verdad? Seguro te habrás reído y divertido mucho con ellos. Recuerda compartirlos con tus amigos para sacarles muchas sonrisas.

También te podría gustar...